Noche muy topi en Paris

 

 

 

 

 

Se inauguró, en la Embajada Argentina en París, la muestra ITINERARIOS CONTEMPORÁNEOS, que cuenta con el auspicio y el apoyo, para su producción, de la Secretaría de Cultura de la Nación y el Ministerio de Relaciones Exteriores, Comercio Internacional y Culto.

“La muestra es una aproximación, un itinerario por las producciones poéticas, las construcciones de discurso y las imágenes generadas por los artistas participantes de las tres primeras ediciones de la beca implementada entre el Fondo Nacional de las Artes y el Espacio Cultural Nuestros Hijos (ECuNHi), que funciona en uno de los edificios de la ex Escuela de Mecánica de la Armada, centro de detención ilegal, tortura y muerte, de la última dictadura militar argentina.”

La apertura de la muestra contó con la presencia de la Subsecretaria de Gestión Cultural, Dra. Marcela Cardillo, los responsables y curadores del programa: Fernando Farina, Andrés Labaké y Marcelo Pelissier, y un importante número de artistas y referentes, entre los cuales se destacó la presencia del maestro Antonio Seguí, quien demostró un profundo interés por la obra expuesta.

Pero también estábamos nosotros: Fermín, Juan, Ana, Mari, los muchachos de Timbre 4 y yo… y es aquí donde remarcamos lo personal. Es siempre muy conmovedor formar parte de un grupo que, desde lejos, comparte sentimientos encontrados cuando de arte se trata, de rescate de la memoria, de imagen del horror y de la posibilidad de convertir todo esto en un lugar interesante.

 

Desde lejos, nos sentimos más cerca y disfrutamos de cada momento. De la foto preferida, de la charla informal, de las anécdotas detrás del decorado.

Fuimos todos a cenar y entonces Seguí ya no era Seguí sino quien le robó, con permiso, una cucharada de profiteroles a su vecina de mesa. Y Marcela una simpátiquisima interlocutora, y Ana una especialista en acomodar coincidencias, y …

Y podría seguir, pero un renglón más sólo empañaría el delicioso cordero sazonado al tomillo con semoule… que al fin y al cabo, fue la estrella de la velada.

Be first to comment